En buena compañía

Tras un espectacular viaje por las tierras sureñas del Norte de África, habiendo recorrido unos cuantos miles de kilómetros y después de sacar unas pocas cientas de fotografías, era inevitable que surgiera, luego de fermentar con lentitud, con un amasado enérgico y un fuerte horneado, una linda obra fotográfico-literaria que desde hace unos días podéisSigue leyendo “En buena compañía”

Sensaciones a la vuelta de la esquina

De la danza entre literatura y fotografía ha nacido un hermoso tejido, un poético tapiz que desde hoy mismo cuelga en las paredes de Derivasia.